Construir espacios libres de violencia y acoso: compromiso de nuestro gremio. Escribe la Dra. Zaida Arteta, Presidenta del SMU.

En Sindicato Médico del Uruguay implementó un protocolo de actuación para la respuesta gremial a situaciones de violencia basada en género en el ámbito profesional y gremial. Esto incluye violencia por discriminación étnico-racial o diversidad sexual entre otras. 

Este editorial es un llamado a que no dejemos pasar estas situaciones sin denunciarlas, es posible que no logremos en un caso puntual desarmar completamente las prácticas violentas y de acoso, pero a la larga, con la experiencia y la acumulación, sí lo haremos. 

No importa si «son pequeños o grandes” los episodios que configuren violencia de género, todos importan. No vamos a terminar con esta problemática si no la reconocemos y si no la frenamos desde el «chiste diario» que muchas veces es el  punto de partida hacia un final de acoso sexual.

El ejercicio del poder en los ambientes médicos va por muchos carriles. Naturalmente las estructuras de trabajo en los equipos tienen jefaturas y coordinaciones, es fundamental que sepamos reconocer las situaciones de violencia y discriminación de cualquiera de los integrantes de las mismas así como de los usuarios para poder plantearlas.

Nuestro sindicato se compromete en brindar las garantías de confidencialidad, sororidad y asesoramiento para abordar estas situaciones mencionadas, así como poder denunciarlas con el acompañamiento de especialistas en violencia basada en género tanto en el área legal y psicosocial. Esto resulta fundamental para que este espacio en construcción tenga utilidad real.

 

La realidad la cambiamos entre todos y todas.

lunes 31 de enero de 2022