En contexto de pandemia y con varios desafíos por delante, comenzó a sesionar la nueva directiva de la JUNASA

Con algunas empresas atravesando una situación económica muy compleja y varios desafíos por delante en lo económico, financiero y asistencial, se integró y sesionó la nueva directiva de la Junasa.

Con la presencia del Dr. Federico Preve, vocal del Sindicato Médico del Uruguay, quedó conformado el nuevo directorio de Junta Nacional de Salud (Junasa) con la integración del secretario de la Federación Uruguaya de la Salud (FUS), Jorge Bermúdez; el secretario de la Federación de Prestadores Médicos del Interior (Fepremi), Aníbal Cataldo y el representante de los prestadores de salud de Montevideo, Daniel Porcaro.

El funcionamiento será mediante reuniones quincenales con comisiones que trabajan tanto desde el punto de vista económico, financiero y asistencial.

Sobre esos tres pilares fundamentales fue que se trataron varios puntos durante la primera reunión. Por un lado, se realizó un informe sobre lo actuado por la JUNASA de marzo hasta julio. Allí el SMU fue preciso en remarcar que desde el punto de vista de los trabajadores, se había demorado la integración de la JUNASA. “Se hizo esa crítica con el objetivo de mejorar hacia adelante”, indicó Federico Preve.

En lo que refiere al desarrollo de las acciones a llevar a cabo en lo próximos meses, se discutieron varios elementos que son centrales en la línea estratégica de trabajo: el portal del Sistema Nacional de Salud que se creará, la situación financiera de instituciones y la movilidad regulada con la conformación de una comisión ad hoc para el tratamiento de un eventual sistema de cambio de mecanismo del corralito mutual.

A su vez, se presentaron los análisis de gestión de varios prestadores sujeto al envío de informes para exponer cuál es la situación de los prestadores. Esto con el fin de evaluar las dificultades económicas. Según se graficó, hay empresas en situaciones económicas complejas y se analizará caso a caso. “Particularmente hicimos énfasis en algunas preocupaciones ‘crónicas’ que tenemos respecto a COMETT y Casa de Galicia que aún no presentó información solicitada en la comisión de seguimiento”, valoró Preve.

Por ello, el SMU, en conjunto con el resto de los trabajadores, planteó su malestar y puso sobre la mesa que no es de recibo el aumento de la cuota salud sin haber aumentado el salario. Un decreto con aumento de la cuota salud que se informó sin el aumento del correctivo del final del convenio colectivo de 2,75% correspondiente al consejo de salarios. Muchas empresas no lo han abonado y -si el Poder Ejecutivo a través del MEF había otorgado el aumento de las cuotas a las empresas-, las empresas están en la obligación de pagar a partir del primero de julio.

“Alegaron dificultades técnicas”, explicó Preve al respecto. Lo cierto es que “desde nuestra perspectiva no las hay. Por lo tanto la JUNASA encomendó a las empresas a abonar el 2,75% del correctivo salarial a los trabajadores médicos y no médicos retroactivo al 1 de julio. Se espera que se pague a la brevedad”, concluyó Preve.

viernes 14 de agosto de 2020