Nadie sin trabajo. Editorial de la Dra. Zaida Arteta, presidenta del SMU.

Imposible no reiterar una editorial sobre la situación que atraviesa la mutualista Casa de Galicia, con ella todo el Sistema Nacional Integrado de Salid (SNIS) y quienes en el trabajamos.

Vimos durante meses como esta situación se agravó, tocamos las puertas de las autoridades del Poder Ejecutivo en reiteradas ocasiones por mecanismos formales e informales, no logramos encontrar una solución para el problema estructural y coyuntural, fue necesaria esta crisis y ruptura para que hubiera una mesa de trabajo real, donde quienes se ven mas perjudicados como es habitual son los más vulnerables: usuarios y trabajadores.

En este momento estamos transitando toda la situación con gran incertidumbre, a pesar de haber ido en innumerables instancias al MSP-JUNASA con el planteo de la necesidad de contar con un plan de salida que fuera acorde al problema y la circunstancias, hoy lo que tenemos es más incertidumbre. Y ya sabemos que pasa cuando la incertidumbre es grande, surge la especulación, el miedo, se toman decisiones que tienen mayor chance de ser erradas o que no prioricen el bien colectivo.

¿Qué es estar a la altura de las circunstancias hoy? Para nosotros es trabajar seriamente en una salida que le de las garantías a los usuarios, sobre todo del cuidado de su salud, así como garantías a los trabajadores de que no se perderán fuentes de trabajo.

¿Como está vinculado un tema con el otro? Cuál es el estándar de proporción entre médicos/as y personas a asistir? ¿Como lo calculamos? Déjenme decir lo que es obvio, NO lo podemos calcular en base a “lo que siempre hacemos” porque no es necesario ser un profesional de la evaluación para darnos cuenta de que el tiempo por paciente en la consulta es escasísimo, el tiempo que espera un usuario para asistirse en policlínica en muchos casos es larguísimo, muchas veces con imposibilidad de seguimiento por el mismo profesional, así como otros parámetros estrechamente vinculados con la calidad y el vínculo entre médicos/as y usuarios/as en el SNIS que están muy lejos de ser óptimos.

Por tanto: #NadieSinTrabajo no es un slogan, es la necesidad real de que una vez (al menos) en este proceso lamentable que padece la mutualista Casa de Galicia hagamos lo correcto. Que el SNIS asuma la responsabilidad y le devuelva los derechos vulnerados a los usuarios y a los trabajadores de Casa de Galicia.

Desde este lugar hacemos un llamado a redoblar el compromiso con los y las colegas de Casa de Galicia para que la incertidumbre se transforme en la certeza de mantener la fuente de trabajo.

Salud colegas, que el 2022 nos encuentre unidos y luchando por nuestros derechos y los de la población toda.

viernes 31 de diciembre de 2021